Preso ventanilla


Manu Katché



Neighbourhood (2005)

La música es un lenguaje construido con tensiones. Y entre las infinitas maneras posibles de manejarlas está la del disco Neighbourhood (vecindad), del notable percusionista Manu Katché. El saxo de Jan Garbarek, la trompeta de Tomasz Stanko, el fantástico contrabajista Slawomir Kurkiewicz y, en piano, una de las revelaciones del jazz europeo reciente, Marcin Wasiliewski, contrastan con la batería de Katché. Este músico francés de origen africano que tocó con Joni Mitchell, Peter Gabriel, Sting, Dire Straits, Tori Amos, Jeff Beck, Garbarek y Yossou’N Dour, entre muchos otros, en un disco que podría considerarse de jazz (con músicos de jazz y publicado por ECM, un sello de jazz), toca de una manera no jazzística, que viene claramente de otro lado. No homogeneiza tradiciones, sino que las confronta. Y el resultado es formidable.

El disco, publicado el año pasado –y recién distribuido en Argentina–, ya ganó el Premio del Disco Alemán y fue elegido como una de las grabaciones del año por la revista francesa Jazz Magazine. El hecho de que la tapa anuncie “música de Manu Katché” sintoniza, en todo caso, con que se trate del álbum de un baterista que no sólo no contiene solos de batería, sino que en él la percusión cede con gusto el protagonismo –o por lo menos los papeles más llamativos– a los demás instrumentos. Más allá de que su estilo en la batería –la manera de subdividir rítmicamente y de acentuar, más cercana al rock que al jazz, su sentido melódico en un instrumento que, claro está, no puede hacer melodías– es esencial al proyecto, se trata mucho más del disco de un autor que del de un intérprete. “Debo agradecer a Manfred Eicher, el productor de ECM, que no sólo se interesó en que grabara para ese sello, sino que estuvo de acuerdo con este concepto de disco grupal en su sonido que, sin embargo, responde a mi idea musical, a mis composiciones. Además, más allá de que yo sabía que quería que en este disco estuviera Jan (Garbarek), con quien ya había tocado en varios discos suyos –I Took Up the Runes (1991), Ragas and Sagas (1992), Twelve Moons (1994), Visible World (1996), In Praise of Dreams (2004)–, y del nombre de Stanko, un trompetista que admiro, fue quien me sugirió a Wasiliewski y Kurkiewicz”, dice Katché en una charla telefónica con Página/12.

Descubrir afinidades entre músicos que de otra manera jamás se hubieran encontrado es una de las especialidades de Eicher, que alguna vez propició la química entre Miroslav Vitous y John Taylor, entre Charlie Haden, Egberto Gismonti y Garbarek o entre Dino Saluzzi y Enrico Rava o Marc Johnson. Y en algún sentido, Neighbourhood es un típico disco de ECM, a la manera de muchos de los históricos registros de los setenta. La química entre el team polaco, el noruego Garbarek y Katché es tan improbable como irreemplazable. Con otros músicos el disco no sólo sería otro, sino que, probablemente, no existiría en absoluto. “Cada una de las personas con las que toqué me enseñó algo. O, más precisamente, me transformó en otro. Y eso sucede, incluso, en el mismo momento en que uno está tocando. No se toca igual cuando se toca con unos músicos o con otros. Esta es mi música pero es, a la vez, una música pensada para estos músicos y creada junto con ellos; alimentada por ellos mismos. Las ideas van surgiendo, se escuchan, hacen que surjan otras ideas y esas nuevas ideas, a su vez, generarán otras más. Mi idea de composición, en todo caso, no admite una obra cerrada sino, por el contrario, algo que va cambiando, que va teniendo distintas formas y va creciendo a medida que transcurre.”

Formado inicialmente en piano y luego, como percusionista, en el Conservatorio Nacional de Música de París –donde obtuvo el primer premio como estudiante–, Katché cuenta que, a partir de los 5 años, estudió danza clásica. “Fue una idea de mi madre; después dejé la danza aunque no de bailar”, dice. “Y si bien no hay una conexión evidente, hay cierta cuestión en relación con lo espacial y cómo se mueve el cuerpo en el espacio que está presente en mi manera actual de tocar. Posiblemente en cómo se levanta un brazo, en cómo golpea sobre el parche, en la forma en que el cuerpo es un vehículo del ritmo persiste una sombra de aquellos estudios de danza.” Pero donde la personalidad de Katché es más notoria es en su manera de diferenciarse de la tradición de los bateristas de jazz y, en particular, precisamente de la de los que han grabado en la rica historia de ECM. Jack De Johnette, Jon Christensen, Michael Di Pasqua o Peter Erskine diseñaron una línea de percusión impresionista, de subdivisiones muy breves en los platillos y de énfasis en la polirritmia. Katché busca un estilo mucho más terrestre que aéreo.

“No soy un baterista de jazz; vengo de otra tradición”, afirma. “Y no me interesaba tratar de disimular esa diferencia sino aprovecharla. Ver qué podía tener de interesante. Admiro a De Johnette y a Christensen y admiré muchos de los discos de ECM, con los que, además, crecí. Pero mi personalidad musical es otra y Neighborhood no sería un disco mío si no reflejara esa diversidad.” Hay, también, otra figura que circula por el disco como una presencia inevitable: Miles Davis. Y Katché lo explicita en un tema, Miles Away. Allí hay dos citas. Por un lado la pieza All Blues. Por el otro, la pasión de Miles por los títulos que jugaran con su nombre (Miles Ahead, Miles Smiles). Aquí, Katché señala en Miles un camino (a way) pero se sitúa, también, a millas de Miles. “Para los músicos siempre es complicado el tema de las influencias”, comenta. “Es imposible crecer sin ellas, pero también si uno queda demasiado expuesto a ellas. Miles Davis fue, sin duda, una de las grandes líneas rectoras en las últimas décadas, y no sólo para mí. El mostró el valor de cambiar.”

Entrevista de Diego Fischerman a Manu Katché para http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/3-1899-2006-03-01.html

Track Listing Neighhourbood

01. November 99 (5:58)
02. Number One (6:10)
03. Lullaby (6:08)
04. Good Influence (4:56)
05. February Sun (4:42)
06. No Rush (5:49)
07. Lovely Walk (6:14)
08. Take Off And Land (3:59)
09. Miles Away (4:07)
10. Rose (6:11)

Artist List

Slawomir Kurkiewicz: double-bass
Manu Katché: drums
Marcin Wasilewski: piano
Jan Garbarek: tenor saxophone
Tomasz Stanko: trumpet

Third Round (2010)

Manu Katché ha trabajado con una variedad enorme de renombrados músicos y de diversos géneros, como Loreena McKennit, Joe Satriani,Peter Gabriel o Tracy Chapman, entre otros muchos. En su corta carrera en solitario ha optado por practicar un jazz estilizado, muy europeo, que recuerdo por momentos a Jan Garbarek, con el que también ha tocado en multitud de ocasiones. Se presenta ahora con una formación totalmente renovada con el saxofonista Tore Brunborg, el pianista Jason Rebello, con quien trabajó para Sting; y el contrabajista Pino Palladino, con quien lleva 25 años trabajando en diversos proyectos. Además, cuenta con la colaboración del guitarrista Jacob Young en tres temas y de la cantante y trompetista Kami Lyle en un par de ellos. Siendo esta ya la tercera entrega del parisino, redunda decir que nunca se sitúa por encima de los demás músicos. Porque no es este un disco para baterías al estilo de virtuosos como Dave Weckl y un ejemplo de ello lo podemos ver en el tema que lo cierra, “Urban Shadow”, que ni siquiera tiene percusión.

El inicio con “Swing Piece” recupera las mejores melodías de “Playground” mientras Katché desarrolla sus ya personales técnicas, algunas de ellas herencia de la rica tradición percusiva africana y otras más basadas en la fuerza del rock, amén de su exquisito tratamiento de los platos y timbales. “Keep On Trippin’” sigue por esa misma senda con la inclusión de mayores cambios y la elegante participación de Jacob Young. “Senses” no consigue llegar al mismo grado de emotividad que la magnífica “Song For Her” de su anterior trabajo, aunque el tema está construido buscando aquel mismo efecto. “Being Ben” da comienzo con un piano casi ragtime para perderse un poco más tarde en variaciones algo menos trabajadas. Une “Larm Dans Tons Sourire” y “Springtime” ya están de lleno inmersas en cierta sensación de indolencia general a pesar de los estupendos arpegios del piano que “Springtime” tiene. Algunos bien ejecutados armónicos en “Out Take 9” tampoco consiguen sacarnos de esa nube, aunque pronto llega “Shine And Blue”, que nos da unos de los mejores momentos de todo el álbum. En “Flower Skin” vuelve el señor Young, pero aquí ya su aportación no hace más que empalagar aún más el conjunto, lejos del swing de los dos primeros temas. “Urban Shadow” pone la nota final, muy breve, casi como una nana, perfecta para alargar la sensación letargo general. Todo esto con muchos toques de pulgares y golpes cortos que aportan delicados detalles y pequeños adornos sobre unos ritmos base que aportan ese groove tan apreciado por otros artistas, aunque en este Third Round probablemente menos contagioso, pegadizo e intuitivo que en otras ocasiones.

El sonido del casi smooth jazz de Manu Katché es bastante accesible, con melodías memorables y fácilmente tarareables, por lo que seguro es bien recibido por muchos habituales de ECM, acostumbrados a la creación y especial dedicación a los ambientes, las texturas y las atmósferas. Todo suena claro, especialmente los vientos y las cuerdas, mientras que la percusión se sitúa en una cierta profundidad con una pizca de reverberación. Limpio y comprimido, pero quizá menos inspirado que “Neighbourhood” y “Playground”.

Reseña de Juan Manuel Vilches para http://www.musicopolis.es/manu-katche-%E2%80%93-third-round-2010/204322011/

Track Listing Third Round

01. Swing Piece (4:54)
02. Keep On Trippin’ (5:34)
03. Senses (4:13)
04. Being Ben (4:22)
05. Une Larme Dans Ton Sourire (2:26)
06. Springtime Dancing (4:10)
07. Out Take Number 9 (2:08)
08. Shine And Blue (4:53)
09. Stay With You (4:30)
10. Flower Skin (4:23)
11. Urban Shadow (2:58)

Artist List

Manu Katché: drums
Tore Brunborg: saxophones
Jason Rebello: piano, electric piano
Pino Palladino: bass
Jacob Young: guitars
Kami Lyle: voice, trumpet

Manu Katché (2012)

Desde que se unió a ECM para “Neighbourhood” (2005), Manu Katché ha tallado un nicho muy específico para sí mismo en un sello, cuyo ámbito sigue ampliándose, con este baterista francés, quizás sorprendentemente. ¿Contemporáneo? Sí, Katché ha formado una carrera casi de cuatro décadas como un magnífico groove-master, ya sea en el mundo del rock con artistas como Sting o Peter Gabriel, o con artistas más decididamente centrados en el jazz, como el saxofonista Jan Garbarek, en “Dresden” (ECM, 2009), o el tecladista Herbie Hancock, en su (reconocidamente más orientado hacia el pop) “The Imagine Project” (Herbie Hancock Music, 2010).

Manu Katché sigue a “Third Round” (2010), pero vuelve a la ligeramente mayor duración de las canciones de “Playground” (2007), permitiendo a su cuarteto, que trae a Tore Brunborg de “Third Round”, más espacio de maniobra. El saxofonista aparece por primera vez en la escena internacional con ECM y “Masqualero”, el ahora legendario Quinteto noruego, liderado por el bajista Arild Andersen y el baterista Jon Christensen, que también incluye un joven Nils Petter Molvær, haciendo aquí su grabación debut con Katché. El trompetista ha recibido una notable atención, comenzando con el cambio de paradigma de su electro-centrado, pan-cultural debut en ECM de 1997, “Khmer”, hasta el presente, su trío actual que sigue tirando abajo las fronteras de ortodoxia, estilo y cultura en “Baboon Moon” (Sula, 2011).

Manu Katché representa, entonces, una reunión de ese tipo para Molvær y el igualmente ocupado Brunborg -cuya estrella ha sido una influencia para recientes trabajos de ECM con pianistas como Ketil Bjørnstad (“Remembrance”, 2010) y Tord Gustavsen (“The Well”, 2012). Katché redondea su cuarteto (sin bajo) con el pianista/organista británico Jim Watson, para un programa que se extiende del swing post-bop de “Short Ride” y la conmovedora, tom-conducida “Bliss”, a la funk modal de “Beats & Bounce”, y “Loving You”, una balada en su núcleo pero que posee, con intervalos de saltos del Hammond de Watson, considerablemente más movimiento de avance.

Molvær amplía el escenario de sonido de Katché, por primera vez, con su tecnología de enfoque dirigido; armonizado, con abundante reverberación y otros efectos, el solo de trompeta de la propulsiva “Walking By Your Side” es un sónico tour de force, aunque el autor adopta un más pulido, acústico tono, en las melodías de la línea frontal con Brunborg en canciones como “Short Ride” y “Loose”, pero con una embocadura inmediatamente reconocible.

Como siempre, los solos de Brunborg con aplomo, sin esfuerzo, tejiendo líneas melódicas aún conscientes de cambio por la escritura de Katché, mientras Watson, de manera similar. demuestra imaginación sin trabas en el piano, ya sea en la balada suave, “Loving You” o en “Beats & Bounce””, donde él canaliza a su Herbie Hancock interior..

Katché rara vez hace solos, a pesar de que, cuando él lo hace cerca del final de “Short Ride”, rápidamente queda claro que él tiene muchos cortes de jazz para ahorrar. Katché tomó la decisión correcta al dejar más espacio en Manu Katché, porque sería una absoluta equivocación restringir a este buen cuarteto sólo a tres o cuatro minutos. Sin embargo, no se desperdicia una nota con lo que puede ser su mejor grupo a la fecha. Manu Katché puede ser el más vital y agitado registro de ECM a la fecha, y en vivo, este grupo debe ser positivamente nuclear

Fuente para la reseña: John Kelman para http://www.allaboutjazz.com/php/article.php?id=43211#.UKkVk2d0ig8

Track Listing Manu Katché

01. Running After Years (6:23)
02. Bliss (4:22)
03. Loving You (4:38)
04. Walking By Your Side (5:31)
05. Imprint (5:19)
06. Short Ride (4:05)
07. Beats & Bounce (8:28)
08. Slowing The Tides (5:36)
09. Loose (5:28)
10. Dusk On Carnon (2:20)

Artist List

Jim Watson: piano, Hammond B3 organ
Nils Petter Molvær: trumpet, loops
Tore Brunborg: tenor and soprano saxophones
Manu Katché: drums, piano solo on Dusk On Carnon

Password en todos los casos: presoventanilla

Apunte: Habiendo re-posteado “Playground”, nos quedaba actualizar el blog con los otros tres registros de Manu Katché para el sello ECM. Como corresponde a la línea artística del sello, no hay cosas fuera de lugar en la música del (intuyo) buen hombre Manu Katché. Quienes apeciamos la música de Peter Gabriel jamás olvidaremos lo que Manu Katché aportó al sonido de los ya legendarios discos de Gabriel. De ahí nuestro afecto. El domingo pasado, fresco y lluvioso, fue el marco perfecto para escuchar estos discos, incluido el repaso de “Playground” y “Neighbourhood”. Hay un evidente hilo conductor en estas obras, que curiosamente Katché va desenrollando con diferentes actores. En el inicio, “Neighbourhood” fue Garbarek en saxofón, Tomasz Stanko en trompeta y dos terceras partes del excelente trío del polaco Marcin Wasilewski; más tarde, en “Playground” la formación cambió en los vientos: salieron Garbarek y Stanko y entraron en su reemplazo los jóvenes Trygve Seim y Mathias Eick; para “Third Round” el cambio parece más radical porque renovó todo el grupo: aparece Tore Brunborg en saxos (cambio de nombre, pero no de estilo, porque Brunborg tiene un estilo similar al de Garbarek), la trompetista Kami Lyle, Pino Palladino en bajo, el siempre elegante y sutil guitarrista Jacob Young y el pianista Jason Rebello. Finalmente, para su (hasta ahora) último disco, sostuvo a Tore Brunborg (no hay caso, a Manu le gusta el sonido lírico y melodioso del saxofón), y nuevamente cambió al resto y redujo el conjunto: incorpora a Nils Petter Molvær (gran acierto) y a Jim Watson, en piano y Hammond B3 (otro gran acierto). Hay un hilo conductor, que está establecido por el modo de componer y la visión que tiene Katché de como debe sonar su música, pero también es cierto que los discos suenan diferentes y justamente esas sutiles diferencias están dadas por los diferentes actores e instrumentaciones. A veces es necesario escuchar algo que no tenga cosas fuera de lugar, algo que no pretenda revolucionar al mundo de la música: el orden, lo ambiental, los climas, lo brumoso, cierto distanciamiento, eso tan ajeno a nuestra bulliciosa latinidad, suele ejercer una seductora atracción a nuestros sentidos. Tal es el caso de la música de Manu Katché.


Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: